Acceso a intranet Acceso a webmail Agregar a tus favoritos Configurar como tu página de inicio
PROCESO DE BEATIFICACIÓN

Madre Francisca se entrega con confianza al amor providente y misericordioso de Dios con tanta humildad, fidelidad y audacia que enfrenta a los retos de su tiempo y les da una respuesta. Consciente de llevar el amor de Dios a los más pobres y necesitados, se consagra con alegría al servicio de los jóvenes, sordos, ciegos, enfermos de lepra, ancianos y a la mujer trabajadora. Su sueño de amor prosigue actualmente.

Confiados en el amor de Dios como ella lo hizo pidamosle por nuestras necesidades a través de Madre Francisca que tanto se entregó para dar alivio y consuelo.

HERMANAS FRANCISCANAS DE LA INMACULADA 2005 ©
CREADA POR CAVIDAL